Radio Ontinyent.com

anunciante
TV A la carta Canal Youtube

NoticiasComarcal

XÀTIVA BUSCA FINANCIACIÓN EUROPEA PARA IMPLANTAR UN SISTEMA DE AGRICULTURA ECOLOGICA QUE CREE OCUPACIÓN

El Ayuntamiento de Xàtiva ha presentado la estrategia URBAN, un proyecto que aspira a contar con financiación de los fondos FEDER para impulsar a la ciudad un sistema de producción agrícola ecológico, generador de ocupación y fundamento de una economía circular y local.

El Ayuntamiento de Xàtiva ha presentado la estrategia URBAN, un proyecto que aspira a contar con financiación de los fondos FEDER para impulsar a la ciudad un sistema de producción agrícola ecológico, generador de ocupación y fundamento de una economía circular y local. En la rueda de prensa de presentación, han asistido el alcalde Roger Cerdà, el primer teniente de alcalde y regidor de Promoción Económica, Miquel Lorente, así como Iván Martínez, regidor de Promoción Económica del Ayuntamiento de Alzira, ciudad con la cual Xàtiva comparte el proyecto. El montante económico global del URBAN llega a los dos millones de euros, de los cuales la mitad lo aportaría los fondos europeos, mientras que la otra mitad tendrían que aportarla Xàtiva y Alzira al 50%.

Cerdà ha querido destacar los aspectos colaborativos y de innovación del proyecto. Según el alcalde, “esta iniciativa aporta soluciones innovadoras, de formación, autoempleo y rehabilitación de espacios degradados, con una vocación de servir de ejemplo para otros municipios”. Por su parte, Lorente ha declarado que “se trata de llevar a cabo una reconversión agrícola, aprovechando terrenos desocupados por la especulación para convertirlos en un motor de cambio”. Finalmente, Martínez ha remarcado que “llegar a un planteamiento como este, en que se materializa un proyecto local en colaboración entre ciudades, ha sido muy positivo, puesto que se suman aspectos como la innovación con la lucha contra la exclusión social y el abandono de terrenos productivos”.

La solución propuesta pasa por la generación de un mercado ecológico local que disponga de su propia marca, promocionando alimentos agroecológicos de proximidad y de temporada. Se busca la implantación de usos agrícolas sostenibles, fomentando el autoconsumo local y ofreciendo una vía de ocupación para colectivos de parados o en riesgo de exclusión social. Uno de los requisitos del proyecto es que la explotación de las tierras tiene que ser respetuosa con el medio ambiente, aportando un mayor valor añadido a los productos que tendrán que ser saludables y de producción ecológica.

Así mismo, el proyecto URBAN incluye la constitución de una cooperativa en forma de sociedad agraria de transformación, apoyada por las administraciones públicas, que pongo terrenos municipales no utilizados a disposición de los participantes en el proyecto, creando un banco de tierras para uso agroecológico y social. Las estimaciones iniciales indican que esta cooperativa podría agrupar hasta 60 trabajadores.