Radio Ontinyent.com

anunciante
TV A la carta Canal Youtube

NoticiasComarcal

46 FAMILIAS DE XÀTIVA PODRÍAN EVITAR PERDER SU VIVIENDA GRACIAS A UNA SUBVENCIÓN DE LA GENERALITAT

La concejala de Bienestar Social del Ayuntamiento de Xàtiva, Xelo Angulo, ha anunciado que 46 familias de Xàtiva se beneficiarán de las subvenciones para evitar la pobreza energética y la pérdida de vivienda por no poder atender el pago de su alquiler, que concede la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio. Angulo: "nuestra responsabilidad como gobernantes es garantizar el derecho a una vivienda digna y también el acceso a suministros básicos"

La concejala de Bienestar Social del Ayuntamiento de Xàtiva, Xelo Angulo, ha anunciado que 46 familias de Xàtiva se beneficiarán de las subvenciones para evitar la pobreza energética y la pérdida de vivienda por no poder atender el pago de su alquiler, que concede la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio. Al hilo de esta estimación, la concejala ha confirmado que hasta el 27 de junio el importe de las resoluciones favorables asciende hasta los 36.500 euros y que quedan pendientes importes de menor cuantía correspondientes a expedientes que aún están en tramitación.

Para la concejala, esta noticia supone un espaldarazo a la tarea que se está llevando a cabo por parte de los servicios municipales. Angulo cree que "la responsabilidad que tenemos como gobernantes es garantizar el derecho a una vivienda digna y también el acceso a suministros básicos de energía y agua potable a personas y familias vulnerables y con riesgo de exclusión social en nuestra ciudad" .

Para la responsable de Bienestar Social del Ayuntamiento, "el hecho de rescatar personas que llevan sufriendo las consecuencias de la crisis mucho tiempo es lo que nos anima y lo que da sentido al trabajo del día a día en nuestra área" .

La concesión de estas ayudas evita los impagos de los alquileres de viviendas como consecuencia de la falta de ingresos en la unidad familiar. De esta manera, se obtiene un doble objetivo social; por un lado, se salvan situaciones de desahucio por impago y por otro, se asegura unas condiciones de vivienda dignas para las familias beneficiarias.

Las ayudas tienen una vigencia máxima de un año y 100 euros mensuales. Las cantidades transferidas a las familias beneficiarias oscilarán entre los 1.000 y 1.200 euros.